Saltar al contenido
Cuentos de Dhanae

SLIME, el guardián de MAGOS

agosto 13, 2018
Cuentos infantiles de fantasía inventados

En medio del bosque y sin que nadie la pudiera ver… Se encontraba la torre de magos más grande del mundo.
Pero los magos que vivían allí no eran comunes, eran magos de elementos.
En cada planta se practicaba la magia de un elemento.

En la planta más baja estaban los magos de tierra. Eran los que mantenían en pie la torre haciendo muros cuando los vecinos de arriba se pasaban haciendo magia.
En la segunda planta estaban los magos de hielo, juntos con los de tierra, mantenían la estructura de la torre para que no se cayera.
En la tercera planta se encontraban los magos de rayos, se encargaban de llamar a la lluvia y apagar los fuegos que creaban los magos más revoltosos.
Éstos eran, los magos de fuego, se encontraban en una pequeña chimenea un poco alejada de la torre. Durante todo el día no paraba de salir humo en esa zona.

Cuentos infantiles de fantasía inventados
Mago de aire

Y en lo más alto, se estaban los magos de agua y aire. Estas magias aumentaban el poder de las otras, apoyándoles atrayendo más agua, creando tornados para fortalecer muros o apagar fuegos.

Nunca paraban de estudiar, y estaban continuamente haciendo nuevos hechizos.

Todas las plantas estaban en pleno funcionamiento. Se veían chispillas por los alrededores de los muros.
En ese momento todos estaban utilizando mucho, mucho poder y la torre empezó a brillar y brillar.

Los magos de aire y agua vieron que no era normal y avisaron a todos para salir.

Justo cuando el último mago salió, la torre vibró y vibró. El brillo aumentó y en unos segundos la enorme torre se había convertido en un enorme slime!!

Miraron la gelatina.

Cuentos infantiles de fantasía inventados
Y un bonito Slime apareció

– “Buenooo…”, “Meh” – dijeron los magos.

Sin darle más importancia, comenzaron a construir una nueva torre uniendo todas sus magias, justo al lado de la antigua torre.

En unas horas ya estaban todos en sus sitios y haciendo nuevos hechizos. Pero el slime no se marchaba e iba haciendo ruiditos yendo de un lado para otro. Unos de los magos de rayo perdió la concentración mirando a la gelatina y su magia salió disparada por la ventana.

Asustado, fue a avisar a los magos de viento para que la desviasen, no podía llegar al mundo humano, conocerían su existencia!!
Justo antes de dar al botón de alarma el slime se puso delante del rayo y se lo comió.
Todos se le quedaron mirando, pero por mucho que pasará el tiempo el slime seguía entero, es más, parecía que quería más.

Esto les dio una idea, el slime se creó con magia y se alimentaba de magia, para poder dedicarse más tiempo a hacer hechizos y no tener que preocuparse del exceso y las fugas de hechizos, decidieron nombrar al slime guardián de la torre de magos.

Cuentos infantiles de fantasía inventados
El slime se quedó con los magos

Y así pasaron los años.
Los magos igual de revoltosos, haciendo magia hora tras hora y creando excesos, haciendo que la torre brillase sin parar. Pero eso ya no era una preocupación, sabían que su gelatinoso guardián les protegería de sus locuras.

Fin

Vídeo Cuentos infantiles cortos fantasía | Slime, el guardián de magos en youtube

Cuentos infantiles de fantasía inventados, escritos e ilustrados: Slime, el guardián de magos

error: Content is protected !!